Un gran día de trabajo

Hoy toca trabajar como fotógrafo, mi profesión desde 1991 aunque durante estos años haya tenido que hacer otras cosas. Ayer mismo una amiga me decía que yo era muy bohemio, casualmente otra me definió, a las pocas horas, como hombre del renacimiento porque soy capaz de abarcar mil campos distintos.
Lo importante es hacer, lo que hagas, bien. Que tus clientes te digan lo bien que trabajas y te recomienden, y que paguen bien, es lo mejor de todo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.